domingo, 5 de agosto de 2007

doctor luis carlos sabbagh

Doctor. LUIS CARLOS SABBAGH, recuerde que en la Clínica Reina Sofía de Bogotá, usted le practicó a mi esposa Helena Urdaneta de Gómez una Ecoendoscopia, con perforación del esófago y gravísimas consecuencias.




Este documento saldrá en la sección “ NOTICIAS “ de la Página Web: www.víctimasdemedicos.com
.
***************
¡OCHO INTERMINABLES DIAS !
CARTA ABIERTA AL DR. LUIS CARLOS SABBAGH SANVICENTE, A LA CLINICA REINA SOFIA Y A COLSANITAS
Hoy, 3 de Agosto de 2007, se cumplen 5 ( cinco ) meses del nefasto día en que le practicaron una ECOENDOSCOPIA a mi esposa HELENA URDANETA DE GOMEZ. Recuerdo que cuando le pregunté a usted, Dr. Sabbagh, qué secuelas iba a tener esa perforación del esófago me respondió que no me preocupara porque en 8 días mi esposa estaría tan bién como antes del procedimiento. Con gran ingenuidad e ignorancia le creí en ese momento sus palabras y recuerdo que hasta llegué a darle las gracias por tan grata noticia. ¡ Ocho días pasan volando,- me dije -, y mi esposa estará en casa conmigo perfectamente sana. Si lo dice tan afamado gastroenterólogo, quién se atreve a dudarlo ?!. Es increíble la facilidad conque se puede engañar a una persona y la forma en que el tiempo se puede " congelar " para que 8 días se conviertan en 5 meses, posiblemente en 6, 7, 8....,sólo Dios sabrá cuantos más. Ojalá mis años transcurrieran al paso cansino en que lo hacen sus cálculos médicos. Ha vuelto a saber de mi esposa ?. Se ha preocupado por ella ?. Cuando practica una ecoendoscopia se acuerda de ella ?. Le importa lo que le está sucediendo actualmente y lo que le pueda pasar mas adelante?. Dígame, Doctor, cuántos ocho días más debo esperar para que mi esposa vuelva a ser la persona que era hasta ese remoto 3 de Marzo ?.Seamos sinceros ante nosotros mismos, - sin que nadie lo sepa-, para que la responsabilidad y la conciencia no nos agobien : Tuvo usted la culpa de lo sucedido ?. La tuvo el ecoendoscopio con que le fué perforado el esófago ?. La tuvo mi esposa ?. La tuve yo ?.- La Ley de la causalidad es muy clara y siempre he creído en ella : " No hay efecto sin causa ". Usted dice que mi esposa se movió, de la misma manera en que dijo que en ocho días supería el grave problema que se le causó. Si así fue, le pregunto : Qué persona no se mueve, despierta o dormida ?. Yo digo que ella no se movió sino que el que se movió fue el ecoendoscopio con el que le practicaron el procedimiento. Yo digo que ese aparato no se maneja sólo, porque no es un robot . Yo digo que usted fue quien manejó el ecoendoscopio y que, con o sin movimiento de ella, le perforó el esófago. Por lo anterior, para mi es claro que su mano movió el ecoendoscopio y perforó el esófago de mi esposa. ¿ Estamos de acuerdo ?. Pero acaso importa la causa, cuando el efecto es el mismo ?. Le cuento lo que es posible que aun no sepa y que no les haya preocupado ni a usted, ni a los responsables de la Clínica Reina Sofía, ni a los directivos de Colsánitas : Mi esposa es todavía una INVALIDA. Ese término de INVALIDA se aplica a las personas incapaces de valerse por sí mismas, y mi señora no se puede valer por sí misma, por eso aún permanece en hospitalización domiciliaria, con 2 enfermeras y terapias todos los días.
Han pensado ustedes, Doctor Sabbagh, Directivos de la Clínica Reina Sofía y de Colsánitas, en los efectos psicológicos que, despues de lo acontecido, afectan a mi esposa ?
Han pensado en los efectos psicológicos que me afectan a mí ?. O, de lo contrario, porqué hice esta Página Web y porqué he hecho tantas otras cosas que ustedes conocen y que seguramente no han sido de su agrado?. Porqué seguiré haciendo hasta lo imposible para que se nos reconozca lo que ustedes nos han usurpado ?
Ha pasado por sus mentes la enorme e injusta carga económica que hemos tenido que llevar por causa de esa Ecoendoscopia y de sus terribles consecuencias ?
Se les ha ocurrido pensar que cualquier día les puede suceder algo parecido a ustedes o alguno de sus seres queridos y que lo mínimo que esperarían sería un acto de responsabilidad y solidaridad de parte de quienes los lleguen a afectar ?
Han pensado ustedes en los efectos adversos que lo sucedido ha tenido en nuestra vida de pareja y de hogar ?
Creen ustedes en la Justicia Divina ?
Creen ustedes en la Justicia Colombiana ?
Por último, sólo me resta decirles que con un acto de responsabilidad ante un evento como el sucedido a mi esposa, pueden mostrar todo el respeto y el prestigio que se han ganado, pero que lo están menoscabando con su actitud mezquina y reprobable.
¡ HABLAREMOS DENTRO DE OCHO DÍAS !.

Atentamente,

JAIRO GOMEZ ORTIZ